Ríos advierte sobre el “bacheo electoralista” de Varisco

Después de que el 80% de los paranaenses le dijo que no a su continuidad al frente de la Municipalidad de Paraná, Sergio Varisco afina su estrategia electoral y “relanza” un plan de bacheo de 400 cuadras que ya había sido anunciado el 15 de marzo pasado.

“El Intendente cree que con meros anuncios va a sumar más votos y pretendiendo en dos meses hacer lo que no hizo en 3 años y 6 meses, vuelve a apelar a una medida comunicacional que en la práctica cotidiana no tiene ningún tipo de correlato. Lo pueden observar los paranaenses todos los días con el estado de abandono general en que se encuentran las diferentes calles de la ciudad, con pozos gigantes y hundimientos donde han caído coches y camiones, pero además con obras ya realizadas que se han vuelto a romper”, sostuvo el concejal Juan Enrique Ríos.

“¿Tenemos los vecinos una garantía de final de obra? Y si es necesario rehacerlas como en el caso de las arterias más céntricas de la ciudad que ya se han vuelto a romper: ¿No le estamos generando un doble gasto al municipio, además de múltiples problemas a los vecinos”, se preguntó el edil quien ató este “nuevo” anuncio a una intención claramente “electoralista” por parte del Jefe Comunal.

“Varisco como buen hombre de la política, hizo una lectura del revés electoral del pasado 14 de abril donde el 80% de los paranaenses le dijo no a su continuidad frente al Municipio, y por eso ahora vuelve a la carga con esta medida que había sido anunciada el 15 de marzo pasado y, que a pesar de ello, es tomada por sectores de la prensa con bombos y platillos”, cuestionó Ríos.

Pero además, hizo notar que “Varisco, en el afán de mostrar una imagen diferente y disimular el rechazo de la ciudadanía, busca mostrar nuevas adhesiones a su proyecto político para gobernar la ciudad, siendo que muchos de esos sectores ya conformaban parte de su propio espacio”.

“Nada dice el Intendente sobre por qué la mayoría de lo paranaenses no lo volvería a elegir, sobre por qué le dijeron que no a un modelo de gestión sin participación ciudadana, que ha elevado la presión tributaria en el orden del 50% por año, carente de un plan de obras y servicios que mejore la calidad de vida de los ciudadanos”, enumeró Ríos y no dejó de marcar su rechazo a otras decisiones del Intendente vinculadas al “incremento de la planta de personal, la falta de control y de gestión en obras y servicios esenciales, como también su posible vinculación con el narcotráfico, hoy investigada por la Justicia Federal”.

“Sería bueno que en vez de buscar diseñar nuevas estrategias de campaña, como fueron la victimización y la trasferencia de culpas, los planes destituyentes y otros tantos manotazos de ahogado, se ocupe de reales problemas de la ciudad que como decía su propio concejal, está hundida en el abandono, con un Estado Municipal inoperante, incapaz de atender y dar respuestas a las demandas de la ciudadanía”, aseveró Ríos