Monitoreo de contaminantes agrícolas en Oro Verde

En el marco del “Plan de Monitoreo de Contaminantes Agrícolas” del que participan las Facultades de Ingeniería, Ciencias Agropecuarias de UNER, el Municipio y el INTA, el responsable de Ambiente Municipal, Javier Fernández brindó detalles sobre la evolución de este proyecto.

“Esta iniciativa surge por el resultado de un proyecto de investigación que llevó a cabo el INTA con una Universidad de Buenos Aires, de detección de agroquímicos en la localidad, cuyos resultados estuvieron en 2019, fue presentado al Municipio y en sociedad lo que motivó que se evalúe ese proyecto y esos resultados, y se responda a la demanda de la población de poder continuar con este trabajo de investigación.

Esto llevó a que en una convocatoria que se abrió de articulación territorial de Universidad Nacional de Entre Ríos nos convocaron para presentar alguna problemática que se haya visto en Oro Verde y se pensó en la continuidad de ese proyecto, investigando sobre los agroquímicos y agregándole el monitoreo del agua y del suelo, que es una demanda que exigía la población”.

Por su parte la investigadora del INTA Mariela Seehaus explicó “nosotros hicimos un trabajo de monitoreo en 15 puntos de la localidad en las cercanías de campos agrícolas y determinamos la presencia de glifosato AMPA que ese el principal metabolito. Se hizo en diferentes momentos, en los momentos de mayor y menor aplicación a nivel zonal.

La difusión de esto llevó a una preocupación de la población y una atención del Municipio hacia esta demanda y así surge este proyecto. Por otro lado hicimos un estudio de la depositación atmosférica de plaguicidas en 15 puntos de la localidad. A su vez, la difusión de este trabajo fue lo que llevó a continuar con el monitoreo y dio lugar al nuevo proyecto.

Se va a hacer un análisis de plaguicidas no solamente teniendo en cuenta al glifosato y AMPA, sino que se va a hacer un barrido y otros también. Y en lo que tiene que ver con agua se va a hacer un análisis físico químico, con parámetros que tienen que ver con la calidad de agua para consumo de la población”.

Finalmente sobre los resultados de esta investigación, Fernández expresó: “nosotros estos resultados pensamos primero, mostrarlo a la comunidad, ya que de la comunidad fue la demanda de conocer cómo estaban los contaminantes atmosféricos como los agroquímicos o algunos otros contaminantes, y qué calidad tienen el agua y el suelo en esa zona”.

Los investigadores destacaron que si bien este proyecto dura 18 meses, se extenderá en el tiempo y se mostrarán los resultados a la comunidad. Además se tomarán esos resultados para generar medidas que mejoren los problemas que surjan de este monitoreo.

Destacaron que no hay antecedentes en la provincia sobre este tipo de estudio y que es un proyecto que puede extrapolarse a otras localidades.