Varisco se quedó con las vicepresidencias del HCD

En la cesión de este lunes, el Concejo Deliberante de Paraná, designó sus autoridades y los bloques informaron sus presidencias para este último tramo de la gestión de Cambiemos en la Municipalidad de Paraná.

En primer término, la vicepresidencia 1º será ocupada por la concejala Elsa Salazar, de Paraná de Pie; y la vicepresidencia 2º por Claudia Acevedo, de Cambiemos.

Mientras que la presidenta del bloque Cambiemos seguirá siendo Karina Llanes; la presidencia del FpV, pasará a estar ocupado por Stefanía Cora, quien reemplaza a David Cáceres; en tanto que la Santiago Gaitán será quien ahora encabece el bloque Paraná de Pie.

Luego de esta elección de las vicrepresidencias 1° y 2° del HCD, los ediles del Frente para la Victoria cuestionaron que ninguna de ellas fue para la segunda minoría. Cáceres alegó que Cambiemos y Paraná de Pie “son lo mismo”.

El concejal Ríos, abonó ese planteo, al indicar que “A las cosas hay que llamarlas por su nombre, acá hay un bloque mayoritario (en referencia a Cambiemos) y dos aliados permanentes (por Paraná de Pie y Una – Frente Renovador).

La viceintendenta también se refirió a esta situación, al afirmar que “nadie puso en discusión la lealtad de Ermácora”, y aclaró: “Lo que está quedando de manifiesto acá es el sistema de lealtades al intendente, que no sé si es correcto o incorrecto, pero es lo que se mostró hoy”.

Ciertamente, las autoridades institucionales del cuerpo deliberante de la capital entrerriana quedan en manos del oficialismo, pero no es la primera vez, ya que el año pasado, a pesar de la intensa polémica desatada en la previa a la elección, fueron Gainza y Díaz, quienes ocuparon esos lugares, un integrante de Cambiemos y un aliado del intendente, respectivamente. En el caso de Luís Díaz, su pertenencia al espacio que conduce Sergio Varisco fue sellado en estos días, con su integración a la lista de concejales con la que el intendente buscará su reelección.

A pesar de ser meramente institucionales y muchas veces intrascendentes esos espacios en el Concejo, la coyuntura planteada a partir del procesamiento de Varisco, primero, y el agravamiento de su enfermedad, luego pusieron de relieve las vicepresidencias en cuestión. Una eventual acefalía del Ejecutivo, deberá ser cubierta por norma por la viceintendenta Josefina Etienot, quien a su vez dejará la presidencia del HCD que pasará a recaer sobre el vicepresidente 1°. De ahí la disputa desatada el año pasado y el férreo interés del intendente por mantener entre sus huestes esos lugares.